Cómo crear tu empresa gracias al marketing en 3 pasos

Crear tu empresa gracias al marketing es el mejor consejo que puedes seguir. Y más hoy en día que el marketing online acapara todos los artículos y publicaciones. El contenido no es el rey, lo es el cliente. Porque la mayor parte de las empresas cometen errores en su marketing, en especial las que recurren al marketing online. Porque se centran demasiado en el medio y no en el fin. Piensan que el marketing es lo mismo que promoción, una de las variables del marketing, o que la publicidad, una de las formas de hacer promoción. Y al final convierten la palabra marketing en sinónimo de publicidad. Por eso si quieres emprender tu propio negocio o si ya lo has hecho, debes de saber cómo crear tu empresa gracias al marketing. Porque al fin y al cabo, una empresa nace para vender, y para ello hay que saber captar clientes rentables. Y esa es la función clave del marketing, siguiendo estos tres pasos:

  1. Conoce bien a tu consumidor: no caigas en el error de montar un negocio sólo porque es algo que se vende mucho o que está de moda. El mercado se puede dar la vuelta en muy poco tiempo, como pasó con las desparecidas tiendas de compro oro. Recuerda que en el marketing existen ciclos de vida de productos y clientes. Así que antes de empezar un negocio averigua en qué fase del ciclo está. Lo primero es descubrir oportunidades de negocio basadas en necesidades o resolución de problemas que no están bien cubiertas. Y para ello no hay nada como tener contacto con tus potenciales clientes para así preguntarles. Es sin duda la mejor investigación de mercados.
  2. Cuida el diseño: es la clave en muchos productos y la insignia de grandes empresas como Apple. Al crear tu empresa gracias al marketing te orientarás más en tu cliente, verdadero rey del negocio, y buscarás productos más bonitos pero sobre todo más sencillos de usar. En hacer fácil lo difícil está el verdadero negocio.
  3. Crea tu propio canal de distribución: vender para otros, aunque sea para grandes distribuidores, es estar al filo de la navaja. El distribuidor se convierte en tu único cliente. Salvo que tengas una marca muy fuerte, siempre es mejor tener tu propio canal de distribución al crear tu empresa gracias al marketing. Para ello puedes tener tu negocio en Internet, pero también puedes crear espacios más glamurosos en tus tiendas físicas.

Tú opinión es muy importante para nosotros, así que te invito a que dejes tus comentarios y opiniones. Y si crees que este artículo puede ser de utilidad para otros emprendedores y negocios, ayúdanos a difundirlo a través de Redes Sociales.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.